8 de abril de 2013

Salsa de caramelo casera (caramelo líquido)



¿No me digáis que no tiene buena pinta?

Y es que, no se si a vosotros os pasa, pero a mi el caramelos que vende en las tiendas no me gusta nada de nada. La mayoría están demasiado quemados y son demasiado espesos, por lo que sirven para poco cosa (para cobertura de flan concretamente).

Así que yo cuando quiero cubrir algo con caramelo, ya sean unos hojaldres, una tarta de manzana o las archiconocidas tortitas americanas el caramelo lo hago casero. Concretamente este tipo toffee es mi favorito porque sabe igualito que los Werther's Original y como acompañamiento queda de diez.


Además es sencillísimo de hacer y, después de probar muchos, la receta que más me gusta es la de Laura Vitale, aunque la voy cambiando dependiendo del toque que le quiera dar al caramelo. La receta básica sería esta:

INGREDIENTES 
  • Una taza de azúcar blanco
  • 3/4 de taza de nata líquida a temperatura ambiente.
  • 1/2 taza de agua
  • Dos trozos de mantequilla a temperatura ambiente (del tamaño de una pastilla de Avecrem)
  • Pizca de sal
  • Un chorrito de extracto de vainilla

 Se coloca el azúcar y el agua en una cazuela y se pone a fuego medio-alto hasta que adquiera un tono dorado. Después añadimos la nata líquida y revolvemos sin parar hasta que espese y podamos ver el fondo de la cazuela al remover con la cuchara.

Lo retiramos del fuego y añadimos la mantequilla la sal y un chorrito de vainilla al gusto. Revolvemos hasta que la mantequilla se deshaga y el caramelo haya tomado una textura más líquida.

¡FIN!

Más sencillo no puede ser, y más rica no puede quedar.


Por supuesto podéis adaptarla a vuestro gusto.

¿Que os gusta un sabor algo más fuerte? Poned azúcar moreno en lugar de azúcar blanco.

¿Que os gusta más espeso? Dejadlo más tiempo reduciendo.

¿Que os gusta más oscuro y cristalino? Reducid a la mitad o menos la cantidad de nata y cambiadla por agua.

¿Que queréis darle un toque diferente? Añadidle una cucharadita de ralladura de naranja o, para darle un toque picante, una pizca de pimienta negra.

¡Lo que más os guste! Es muy versátil y podéis adaptarla como más os guste.

Espero que os haya gustado :)


8 comentarios:

  1. Parece sencilla y fácil, habrá que probarla

    ResponderEliminar
  2. Bonito blog espero te guste el mío besossss. . Dolcebyvirginia@gmail.com

    ResponderEliminar
  3. Love this post, really enjoying reading your blog!! I am following you now :)

    Id be really grateful if you have a minute to visit me and follow back.

    www.kosmetyczna-hedonistka.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. Hola Marta! es exactamente lo que buscaba hace tiempo y no sabia!! yo también soy soñadora a tiempo completo... vaya cosas haces ¡¡ya tienes una nueva seguidora guapa!! gran trabajo. Muá

    ResponderEliminar
  5. Qué maravilla. Nunca se me había ocurrido hacerlo. ¡Besos!

    Sorteo MAC: http://envueltaencrema.blogspot.com.es/2013/09/sorteo-mac-vuelta-al-cole-2013.html

    ResponderEliminar
  6. Sólo con ver la primera foto me ha recordado a la salsa toffee que hace mi madre, también casera y...¡me encanta! Es algo irresistible...suena fuerte pero, creo que sería capaz de comérmela a cucharadas!

    Te sigo! Un besito ♥

    ResponderEliminar
  7. Tiene muy buena pinta, a combinar con muchos postres además.

    ResponderEliminar
  8. Que ricaaa, me viene de perlas esta receta que te copio ya!!!
    Un placer llegar a tu blog y más quedarme!!
    Te invito a conocer el mío!!
    Besotess

    ResponderEliminar